Para que sirven los análisis de sangre

valores analisis de sangre

Una de las pruebas médicas mas demandadas por el personal médico son los análisis de sangre (para ampliar la información consulta www.analisisdesangre.net) porque muestran una “fotografía” del estado de salud del paciente.

Incluye pruebas de hematología y bioquímica, dónde se miden los valores de las diferentes células que discurren por el torrente sanguíneo de una persona.

¿Cómo se realiza un análisis de sangre?

Es un proceso indoloro y que dura apenas un par de minutos. El paciente debe acudir a primera hora de la mañana en ayunas. El enfermero hace sentar al paciente en una silla, se arremanga el brazo lo coloca en un apoyabrazos.

Se coloca una cinta elástica por encima del codo para practicar un pequeño torniquete y que la vena o arteria quede más abultada y facilite la extracción.

Se hace una pequeña punción, extrayendo una pequeña cantidad de sangre que se deposita en un tubo de ensayo el cual se identifica con una pegatina de código de barras con los datos personales del paciente.

Una vez llevada a cabo la extracción, se indica se debe hacer presión con un algodón sobre la zona sobre la que se ha realizado la punción para evitar posibles moratones y pequeñas perdidas de sangre.

El tubo de ensayo con la muestra de sangre recogida se envía al laboratorio que mediante un proceso automatizado se encarga de leer las diferentes cantidades de las diversas células que discurren por el torrente sanguíneo.

Quienes deben sacarse sangre

La realización de una prueba de análisis de sangre también se conoce popularmente con el nombre de “sacarse sangre” y está indicado para todas las personas adultas como una de las pruebas básicas de un chequeo rutinario o cuando lo pauta el médico de cabecera o especialista ante la aparición de alguna sintomatología médica por parte del paciente.

Es una de las pruebas indiciarias que ayudan mucho al personal facultativo a hacer un diagnostico correcto de la dolencia que puede padecer el enfermo. En la mayoría de los supuestos a este tipo de pruebas le siguen otras complementarias y más exhaustivas.

Por ejemplo en el caso de un varón adulto que presente ferritina baja y pueda ser debido a perdidas de sangre en las defecaciones se debe llevar a cabo pruebas especiales como la colonoscopia para descartar que haya sangre oculta en heces que pueda ser debido a problemas graves en el intestino.

Que se analiza en una analítica

Se analiza la composición de la sangre, tanto la cantidad como la calidad de cada uno de los tipos de células.

Es frecuente hablar de niveles normales, altos y bajo de cada tipo, si bien cada persona es única y los resultados de los índices hay que tomarlos con cautela, clínicamente hay establecidos unos límites que si se sobrepasan por debajo o por encima es cuándo habrá que tomar medicas de hábitos de vida, o incluso farmacológicas.

El recuento completo de células o hemograma informa de resultados como las cantidades que tiene una persona de: creatinina, ácido úrico, urea, ferritina, bilirrubina, colesterol, triglicéridos, fosfatasa alcalina, glucosa, sodio, potasio, hematíes, hemoglobina, hematocritos, linfocitos, monocitos, basófilos, neutrófilos, etc.

Se puede hacer una división del tipo de células en la sangre: Glóbulos blancos, glóbulos rojos y plaquetas.